Crema de guisantes con hierbabuena

Todas las estaciones tienen sus productos de temporada que no podemos dejar escapar. La primavera nos trae fresas, habas, nísperos… y como no, ¡guisantes! La propuesta que hoy os traigo puede servirnos para una cena ligera o un primer plato muy vistoso, porque el color que tiene es sensacional. Con unos guisantes tiernos, como los que he utilizado yo, tenéis el éxito asegurado.

Ingredientes (para 2 personas):

250 gr guisantes (pueden ser congelados), 1 patata grande, 1 puerro, 1/2 litro de caldo de verduras, 1 rama de hierbabuena, 1 rama de apio, 1 nuez de mantequilla, 1 cucharada sopera de mascarpone, sal, pimienta, aceite de oliva virgen extra y aceite picante

Si no tenéis mascarpone, podéis utilizar un par de quesitos o un poco de nata líquida.

Preparación:

En primer lugar, limpiaremos y cortaremos en trozos pequeños el puerro y el apio. Pondremos a calentar una olla con un chorro de aceite de oliva virgen extra junto con una nuez de mantequilla. Cuando esté caliente, incorporaremos el puerro y el apio. Mientras tanto, pelamos y cortamos la patata en trozos pequeños.
Cuando la verdura esté pochada, añadiremos la patata y rehogaremos unos minutos. Añadimos el caldo de verduras, que tendremos caliente, y unas hojas de hierbabuena picadas. Dejaremos cocer hasta que la patata esté blanda.
A continuación, añadiremos los guisantes y dejaremos cocer un minuto. Incorporamos la cucharada de mascarpone y dejamos cocer 5 minutos más.
Retiramos del fuego y trituramos con el túrmix hasta obtener una crema fina. Rectificamos de sal y pimienta a nuestro gusto y emplatamos.
Para terminar el plato, podemos decorar con un hilo de aceite picante que le dará un toque fantástico o añadir unos picatostes o un poco de queso o unas hojas de hierbabuena picadas o… lo que que os apetezca!!

No me diréis que no es fácil, ¿verdad? Si pensáis que tiene un bonito color, ¡no esperéis a probarla porque el sabor es mejor todavía! ¡No os defraudará!

Hasta la próxima¡!

MA

Deja un comentario