Pollo al curry rojo con verduras y arroz jazmín

Desde que probé el pollo con curry rojo en un restaurante tailandés, no paré hasta dar con la manera de prepararlo en casa. Se ha convertido en una de mis recetas preferidas… es exótica, combina diferentes sabores y tiene un puntito picante muy agradable. Además, la preparación es sencillísima. Lo único que puede resultar algo complicado, es encontrar alguno de los ingredientes, pero, afortunadamente, cada vez resulta más fácil encontrar estos productos en grandes superficies e incluso en supermercados. Y si no, podemos recurrir a una tienda de productos asiáticos, que seguro que tenéis alguna cerca. ¡Manos a la obra!

Ingredientes (para 4 personas):

medio pimiento rojo, medio pimiento verde, 1 cebolla, 2 tomates maduros, un cuarto de piña, 1 pechuga de pollo, 12 colas de gambas, jengibre en polvo, una cucharadita de pasta de curry rojo, hojas de cilantro, 1 lata de leche de coco, aceite de sésamo, aceite de oliva y sal

Preparación:

Lo primero, lavaremos 3 tacitas de arroz jazmín (nos ayudamos de un colador). De esta forma, soltará el almidón. Una vez limpio, lo ponemos en una olla con el mismo volumen de agua y un poco más. Lo llevamos al fuego, que pondremos muy fuerte, y con la tapa puesta, dejaremos cocer durante 5 minutos. Bajamos el fuego y cocemos 5 minutos más. Ponemos el fuego al mínimo y cocemos 5 minutos más. Por último, apagaremos el fuego y dejaremos reposar hasta que lo sirvamos. Es muy importante que en ningún momento abráis la tapa de la olla. Lo que queremos conseguir es que se cueza al vapor y si levantamos la tapa, se escapará todo el calor.
Mientras cuece el arroz, ponemos a calentar una sartén con un chorro de aceite de sésamo. Ahora, cortaremos la piña en trozos no muy grandes y los marcaremos en la sartén. Reservamos.
En la misma sartén, pocharemos los pimientos y la cebolla, que habremos cortado en juliana. Cuando empiecen a ablandarse, añadiremos los tomates pelados y cortados a dados y dejaremos pochar.
En otra sartén, con un poco de aceite de oliva, pasaremos ligeramente las gambas y reservaremos. En la misma sartén, cocinaremos el pollo cortado en tiras. Cuando esté medio hecho, añadimos las gambas, una cucharadita de jengibre en polvo y media cucharada de las de postre de pasta de curry rojo y mezclaremos bien.
En este punto, ya deberían estar pochadas las verduras. Será el momento de añadir la lata de leche de coco más la medida de media lata de agua y media cucharada más de pasta de curry. Dejaremos cocer 2 minutos e incorporaremos el pollo, las gambas, la piña y las hojas de cilantro picadas muy finas. Rectificaremos de sal y de curry (por si os gusta más picante) y dejamos cocer 2 minutos más. El resultado debe ser bastante caldoso.

A la hora de servir, pondremos en un plato hondo la preparación de pollo al curry. El arroz lo serviremos en un bol. A la hora de comer, echaremos la cantidad que deseemos de arroz en la preparación de pollo al curry. De esta forma, el arroz absorberá el líquido y pasaremos de tener ante nosotros una especie de “sopa” a un delicioso plato de arroz con pollo y verduras de lo más exótico.

Con esta receta participo en el concurso organizado por “La cocina de Angie”

Creo que este plato se merece una sección de preguntas y respuestas:

¿Si no encuentro aceite de sésamo?
Sustitúyelo por aceite de oliva. El aceite de sésamo le da un toque muy bueno pero tampoco os va arruinar el plato el no utilizarlo.

¿Puedo utilizar piña en conserva?
Personalmente me gusta más con piña natural. En alguna ocasión he utilizado piña de bote y también queda bien.

¿Puedo utilizar colas de gambas congeladas?
Por supuesto, yo lo hago a menudo.

¿Qué es la pasta de curry rojo?
Es una pasta hecha con diferentes especias. Yo la compré en una tienda de productos orientales. También encontraréis pasta de curry verde (que tengo pendiente de probar)

¿Y si no encuentro leche de coco?
¡Sigue buscando! Es la esencia de la receta. En las cocinas orientales, lo currys llevan como base la leche de coco. Últimamente la encuentro en casi cualquier supermercado. ¡Las ventajas de la globalización!

Si no encuentro arroz jazmín, ¿puedo sustituirlo por otro tipo de arroz?
Puedes utilizar arroz basmati. En cualquier supermercado lo podrás encontrar.

¡Hasta pronto!

MA

Comentarios

  1. dice

    Muy buena receta. El curry rojo es una delicia, me gusta más que el verde, aunque realmente, lo que más me gusta es hacer yo mis propias mezclas…

    Has probado el pollo Vindy o Vindaloo?

    Prueba y verás. Hay un antes y un después. Un fuerte abrazo.

  2. dice

    Muchísimas gracias por tu aportación al concurso, Miguel Ángel, y por traerme a tu blog. Me gusta lo que veo. La receta es deliciosa y la probaré seguro. Un saludo y gracias de nuevo!

  3. dice

    Me encanta la comida asiática soy una enamorada de ella y sus sabores me resultan familiares, por este lado del charco las especias son básicas. Tengo curry rojo entre mis pomitos, y todo para preparar esta receta que se me antoja muchisimo!

    Gracias por compartirla :D

    Bonito día.

Deja un comentario