Mi paella

Hoy quiero enseñaros a cocinar mi paella. Ya os dije cuando preparé el arroz negro que los platos de arroz los tengo muy en cuenta cuando hay muchos invitados en casa. Dejo el sofrito listo por la mañana y así puedo dedicarme a preparar tranquilamente el aperitivo. Cuando llegan los invitados y a la mesa, echo el arroz y en 18 minutos de cocción más 5 de reposo está lista la paella. ¡Justo cuando hemos terminado el aperitivo! Últimamente hacemos paellas muy grandes… para 10-12 personas y es que teniendo una buena materia prima, nos va a resultar igual de poco laborioso cocinar para 4 o para 12.
No pensaba poner este plato porque lo encontraba muy “de fondo de armario”. El típico plato que cualquiera puede cocinar, pero me sorprendí cuando el otro día varios de mis amigos me dijeron que nunca habían preparado paella en casa porque lo encontraban muy complicado. ¡Nada más lejos de la realidad! Hoy lo voy a demostrar.
Antes de empezar tengo que decir que este plato no es una paella valenciana. Yo la preparo al estilo catalán… por lo que tengo entendido, en Valencia nunca utilizan cebolla para preparar el sofrito, nosotros sí. Este es el motivo porque los arroces catalanes tienen un color más oscuro que los valencianos, que quedan más amarillos. Además yo no utilizo ni ferradures, ni tavelles, ni garrofons, que son las verduras que añaden en Valencia. Es diferente de la versión original… pero igualmente exquisita.

Ingredientes (para 12 personas):

12 cigalas, 24 gambas rojas, 1 calamar, 2 sepias de playa, 1 kg de almejas, medio kilo de mejillones, 2 cebollas de Figueres medianas, 7-8 tomates pera, 2 dientes de ajo, unas ramitas de perejil, 1 kg de arroz bomba, 2 veces y media el volumen del arroz de agua , sal y colorante

Preparación:

Empezamos refriendo las gambas y las cigalas en la paella con un buen chorro de aceite de oliva. Con un minuto será suficiente. Reservamos.
En el mismo aceite, sofreímos la cebolla. Cuando coja un poco de color, incorporamos el tomate rallado, la sepia cortada en cuadraditos y el calamar en anillas. Pochamos hasta que el tomate se haya cocinado bien y esté concentrado y de un color oscurito.
Incorporamos el arroz y sofreímos todo el conjunto un par de minutos, hasta que el arroz se vuelva transparente. En este punto agregamos el agua, que tendremos caliente, y añadimos el ajo y el perejil que habremos majado en el mortero. Incorporamos también el colorante, si decidimos usarlo.
En este instante, dejaremos a punto de sal ya que en los siguientes minutos no podremos removerla.
Subimos el fuego y dejamos cocer 10 minutos. Pasado el tiempo, ponemos a fuego medio-bajo y agregamos las cigalas, las gambas, las almejas y los mejillones. Dejaremos cocer 8 minutos más. Entonces, apagaremos el fuego y dejaremos reposar 5 minutos.

¿Ahora quién dice que preparar una paella es difícil?

¡Ah! Y como sugerencia, os recomiendo acompañar esta deliciosa paella con el vino QX 2009. ¡Un maridaje de 10!

MA

Comentarios

  1. MERCE VENTURA dice

    Es como la hacía mi madre, pero ella le ponía primero el agua y cuando hervía tiraba el arroz. En vez de paella usaba cazuela y lo dejaba caldoso.
    Pruébalo es delicioso!
    Pero la pinta de la paella es exquisita, cuando quieras vengo a comer contigo (comentario de parte del Josep de la Peña i de Rafel Solé)

  2. David dice

    Si señor! Una señora paella muy parecida a la qued hace Ariadna,aunque cda persona tiene su punto personal, la única gran diferencia es que no pone cebolla. Pero seguriiiiiiiiiiiiiiiisimo que esta igual de buena. Un saludo artista!!

Deja un comentario